La extraordinaria cotidianidad: “Punto final”, el nuevo vídeo de Gepe

Gepe grabó su nuevo video en el lugar en el que creció. | Video “Punto final”.
Gepe grabó su nuevo vídeo en el lugar en el que creció.

Gepe es el nombre conocido de un joven músico chileno que, en realidad, se llama Daniel Alejandro Riveros Sepúlveda (1981). A lo que él hace se le suele colocar la etiqueta general de “pop”, y lo es en el sentido originario del término: el de hacer música popular, que guste a muchos y que enganche a las personas para quienes la música es una más, entre muchas otras, de las cosas importantes y disfrutables de la vida. Eso sí, respecto a los estilos musicales que se mezclan en sus canciones, la definición se tiene que desdoblar un poco más: pop, electrónica, rock, música folklórica andina, salsa, “nueva canción chilena”, hip hop, reggae…

Pero, más allá de los estilos, Gepe ha dicho que lo que importa es la canción en sí. Por ello, el título de su último disco, de 2015, es también una declaración de principios: Estilo libre. El estilo es libre porque lo que importa es la canción. De este álbum se han desprendido tres vídeos musicales —“Hambre”, “TKM” e “Invierno”—, más un cuarto que recién salió la semana pasada. Se trata de “Punto final”, tema que habla de y desde la comuna (delegación, municipalidad) chilena de San Miguel, lugar en el que Gepe creció y que, según él mismo ha dicho, durante años fue para él “[…] todo el mundo que existía. Todos mis amigos y familia vivían allí”. Además, dicho sea de paso, este lugar, como todos, tiene su historia particular; la suya está relacionada con la organización obrera y barrial, especialmente antes del golpe de Estado de 1973.

Además de cantante, Gepe ha sido también baterista.
Además de cantante, Gepe ha sido también baterista.

“Punto final”, como muchas otras canciones del chileno, hace de la cotidianidad algo extraordinario. Ya ha dicho algún filósofo que “Lo único original es la realidad” y Gepe sabe convertir esto en canciones. Por eso, las mañanas, las caminatas, el café, el desayuno, la escuela, los amigos, las calles, las avenidas… son las marcas de la vida en sus canciones. “Punto final” es un elogio de la diferencia y la continuidad: “Vida buena al que no quiere olvidar / desde dónde viene y hacia dónde va”. El vídeo fue dirigido por Dominga Sotomayor y grabado en el mismo lugar del que habla la canción —San Miguel— y tiene como protagonistas, además de al mismo Gepe, a varios niños oriundos de esa comuna, los cuales aparecen en los escenarios que nombra la canción, bailando, jugando, conviviendo y, en fin, divirtiéndose.

Por los comentarios al video en YouTube, más de un habitante de San Miguel ya se ha conmovido e identificado en la canción. Pero incluso los que no somos de ahí y ni siquiera conocemos el lugar, nos hemos enganchado con el tema, gracias a la música y a su capacidad para hacernos ver lo extraordinario de la realidad.

Comenta con tu usuario de Facebook

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al utilizar nuestro sitio web, usted consiente el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies. Obtenga más información sobre: cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies