Suban la música que se abren las urnas

"... love to steal your money" | www.huffingtonpost.es / http://www.greatmodernpictures.com Montaje: AM
… loved to steal your money” | www.huffingtonpost.es (Foto debate) – http://www.greatmodernpictures.com (Foto The Clash). Montaje: AM

Tengo una escena en la cabeza. Hay un niño cantandoBankrobber, la canción de los Clash, la del recopilatorio aquel –Black Marcket Clash-, a todo trapo frente al espejo, hasta que su padrastro para la música y le amenza para que deje de montar escándalo. Este chico, cuando se va la autoridad competente, sube aún más la música y sigue cantando frente a la puerta, esperando a que su padrastro vuelva y le sacuda, como hará momentos después, con el cinturón. Yo no me invento nada, es una escena de RocknRolla, una cinta de Guy Ritchie, aunque no me acuerdo de mucho más, pero como no me entusiasma demasiado la película, tampoco necesito más datos.

Pensé en ello mientras veía a las autoridades del país señalarse en aquel limbo aséptico que les prepararon. En aquella blanca pesadilla surrealista, donde hasta sus caras parecían deformarse y adoptar las muecas imposibles de un mal sueño de ácido, parloteaban sin parar hasta a dormir a aquella pobre momia bigotuda, un don Juan Tenorio que ha perdido la líbido esperando a que terminen de discutir las estatuas del panteón entre ellas.

“Se han repartido estopa” decía algún periodista con ganas de más debate, mientras yo echaba en falta a alguien que dijera “si en mi barrio llamas deleznablea alguien, al único a por el que van es a por el diccionario”. Pero nada. Allí seguían con el fango, que es donde estaba yo por estar dándole vueltas a aquello, pero me consuelo diciendo que es lo que toca, que ya vendrán tiempos mejores en los que no verle el pelo a nadie.

Entonces yo me acuerdo de aquel niño, el de RocknRolla y de cómo vienen las elecciones a apagarme todo el rato el radiocasette, por mucho que yo lo vuelva a encender, pero ya no miro más al espejo, ahora estoy frente a la puerta, esperando. Suban la música todo lo que puedan y esperen, porque se abren la urnas y vienen, pase lo que pase, con el cinturón preparado para lanzar correazos.

Que la canción sea sobre robar es una feliz coincidencia.

Comenta con tu usuario de Facebook

comments

Rodrigo Pérez

Rodrigo Pérez nace en Talavera de la Reina, donde ha colaborado con distintas bandas de las que ha sido despedido fulminantemente. Estudió Biología en Salamanca y Lengua y Literatura por la UNED.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al utilizar nuestro sitio web, usted consiente el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies. Obtenga más información sobre: cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies