Dudas Strummer: así suena el rock castizo rioplatense… de Madrid

Portada del disco | Facebook de Dudas Strummer
Portada del disco | Facebook de Dudas Strummer

En mi vida había escuchado hablar de un tal Dudas Strummer. Con ese nombre artístico y ese estilo musical apostaría a que viene de América del Sur. Más concretamente de Argentina, por eso del Y su rock castizo rioplatense, pero no. Dudas, o mejor, Eduardo Fernández es de Madrid y de corazón rojiblanco. Dice que ha tenido que vender toda su colección de vinilos para poder costearse la producción del álbum y que este sólo estará disponible para descarga en plataformas digitales.

Francisquita” nos da los buenos días de este lunes. Qué energía. Parece que estás en las fiestas de algún pueblo (que por las fechas, podría ser) y te despiertas al ritmo de una música de orquesta que cuanto menos, te hace querer saltar de la cama y cantar al tuntún la letra de la canción; aunque no te la sepas. Pero con un par de copas encima eso deja de importar. El caso es que esto es una abierta declaración de intenciones por parte de Dudas a la tal Francisquita. La “Pereza” del martes empieza a sonar con un toque de rock and roll bastante sugerente. La letra es todo un himno al optimismo. Aunque quizá llegue a rozar el autoengaño. Nadie es capaz de cumplir todo eso que reza la letra de la canción; y menos a principios de semana.

He de reconocer que me ha hecho gracia lo que empieza a contar este “Mago Equilibrista”. Dice: “He visto a Miguel Ángel puesto de morfina imaginando cómo quedaría la Capilla Sixtina”. Imaginaos. Y luego, después de un tintineo de teclado, el Mago cuenta que ha podido rozarle los rosados pezones a alguna muchacha…, igual ha sido a Francisquita. No lo sé. Siendo honesta, quizá los primeros diez segundos de “Todos fingen en el altar” me llevan de pasada a un chiringuito de playa, pero luego la voz me despierta y me dice a gritos que no, que estoy en Madrid, y que aún quedan dos días para disfrutar del fin de semana.

Habiendo cruzado el ecuador del álbum se nota que hemos cambiado de aires y ahora mis oídos digieren mejor lo que escuchan.

Va pasando la semana y estamos ya “Para el arrastre”. Siendo viernes y a estas alturas del disco he de decir que es aquí cuando me he parado y he dicho “uy”. Las guitarras están sonando de una manera distinta. Me gustan. Me gusta especialmente el toquecillo country que escucho al principio. Uh. “A granel” reza una letra con un toque picantón a ritmo de jazz, mientras que “Me invento” suena a rock de carretera. A horas infinitas de viaje tarareando el “yo sé lo que está bien, y lo que está mal lo invento” del estribillo. Llegando ya al final del disco, suena “Candombe calling” y a diferencia de otras canciones que sí he tenido que escuchar y reescuchar para llegar a pillarle cierto gusto, esta tiene su encanto. Creo.

No sé qué recibimiento espera Dudas Strummer de su trabajo, pero esperemos que se corresponda a las ganas que le ha puesto.

Comenta con tu usuario de Facebook

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al utilizar nuestro sitio web, usted consiente el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies. Obtenga más información sobre: cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies