Encuentro entre camello y comprador en Ciudad Universitaria

Portada de 'The Velvet Underground & Nico', disco en el que se encuentra originalmente "Waiting for the man"
Portada de ‘The Velvet Underground & Nico’, disco en el que se encuentra originalmente “Waiting for the man”

Abandono la facultad de Historia de la Complutense, donde acudo a leer cada tarde, huyendo del ruido atroz y constante que profana mi casa a diario. Paseo por los parques de la Ciudad Universitaria y atravieso el área arbórea que rodea la facultad de Ciencias de la Información. Me encuentro con un viejo compañero de clase que todavía no ha terminado la carrera, de esos a los que, hace tres o cuatro años, llamaba amigo. Hay que ver cómo cambian las amistades universitarias cuando uno termina la carrera.

No quiero desviarme del tema. Me encuentro con mi viejo compañero de clase, decía, y hablamos de temas irrelevantes. Vamos a la cafetería de la facultad, sacamos un par de cervezas, nos sentamos en los bancos de la zona. Me fijo en lo siguiente: a unos metros, cerca del campo de rugby, hay un tipo que lleva parado un buen rato. Me dice mi viejo compañero que se llama Jóse, así, con acentuación llana -mal escrita: las llanas no se acentúan cuando acaban en vocal-, y que está esperando a su camello. Está debajo de un cable en el que cuelgan por sus cordones dos tenis, que decía una exnovia mía, es decir, dos zapatillas deportivas. Por lo visto, lleva 26 euros en una mano -no sé en cual de las dos; ni sé siquiera si tiene dos manos-. Un guardia de seguridad se le acerca y le pregunta: “¿No tienes frío?”. Responde el Jóse: “Estoy buscando a un queridísimo amigo. Nunca llega temprano, siempre llega tarde”. El segurata abandona el escenario.

Lo sustituyen un par de deportistas. Forman parte de un equipo de algo a juzgar por sus uniformes. Desafiantes: “Eh, blanquito: ¿vas detrás de nuestras mujeres?”. El Jóse le suelta lo mismo que al guardia pasajero. Los matones culturistas y dopados se marchan. Aparece otro tipo. Mi viejo amigo -compañero, quería decir: perdón por el lapsus- me cuenta que es el camello. El Jóse lo saluda. Se marchan a la parte trasera de la facultad, se esconden tras unas escaleras y realizan la transacción. Le pregunto al viejo colega si le gusta la Velvet Underground, y este me responde que “ni zorra”, que él es más de Pablo Alborán. Y es que aunque el tipo no lleve 26 dólares en una mano, ni la acción transcurra en la Avenida Lexington 125, ni el negocio se realice en un edificio de ladrillo rojo, inevitablemente me acuerdo de “I’m waiting for the man”, de la Velvet antes mencionada, y de Lou Reed.

Fan de Pablo Alborán, dice. Con razón no somos amigos.

http://www.youtube.com/watch?v=5rhiqI6PlTo

Comenta con tu usuario de Facebook

comments

Jesús F. Úbeda

Jesús Úbeda nace en 1989 en Ciudad Real. En 2006 se traslada a Madrid, donde vive. Licenciado en Periodismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al utilizar nuestro sitio web, usted consiente el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies. Obtenga más información sobre: cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies