Jabois: “Soy muy de Joaquín Sabina, de Franco Battiato y de Dylan”

jabois-jesus-acordes

Camino por un pasillo del metro de Avenida de América, para hacer transbordo de la línea 6 a la 4, y me encuentro con un tipo, con un músico callejero de estos que hacen versiones y colocan en el suelo la funda de su guitarra abierta para que el peatón le eche unas monedicas. El sujeto está cantando, para mi sorpresa, “Roll on John”, la canción que Dylan le dedicó a John Lennon en Tempest, el último disco de estudio del músico de Duluth. Me acerco al juglar del suburbano, le tiro dos monedas de veinte céntimos y le digo que “ole sus huevos”. Él responde: “gracias”. Yo sigo caminando.

En Hortaleza me espera David García, periodista, poeta, narrador, sabio, amigo, hermano mayor. Caminamos unos metros hasta la sede de Unidad Editorial, donde nos espera el periodista gallego Manuel Jabois, a quien tanto David como quien escribe estas líneas admiramos mucho. El articulista de El Mundo tiene hambre y nos lleva a un bar que está justo detrás del edificio en el que trabaja. Allí se pide un risotto de setas y unos huevos fritos con chorizo y patatas fritas. No hablaré de los prolegómenos y del ecosistema de la entrevista, porque David prepara un texto para su dacha sobre estos asuntos.

La excusa de la entrevista: hablar de su último libro, Manu, y de Francisco Umbral -preparo un reportaje para el sexto aniversario de su muerte, para el que contaré, además de con Jabois, con Fernando Sánchez DragóAntonio LucasDavid Gistau y Raúl del Pozo-. Manuel Jabois cuenta que se siente más periodista que escritor, que Manu es un refugio para todos aquellos artículos que se han ido quedando en el tintero, que Scott Fitzgerald le da la felicidad cuando lo lee y que admira a Plá y a Camba. Aprovecho la ocasión y le hago unas cuantas preguntas para Acordes Modernos:

P: ¿Te ves haciendo periodismo musical?

R: Si se puede hacer sin escuchar música, sí (risas).

R: Publicaste un texto sobre Dylan en Jot Down que me gustó mucho.

R: Sí, pero bueno, cogido con alfileres. No soy un gran experto. Bueno, realmente, no soy ningún experto en nada, por eso escribo de todas las cosas. Si no, no lo haría. Podría hacer tranquilamente la crónica de un concierto, las he hecho y me han salido muy divertidas.

P: ¿Te mola Dylan?

R: Sí, sí, claro. Que haya dicho que lo haya cogido con alfileres no quiere decir que… (Risas). No soy un gran experto en Dylan. Me gusta mucho Dylan. Es uno de los cantantes que más escucho, pero tampoco estoy al tanto de la actualidad musical. Estoy muy perdido.

P: ¿Cuál es tu santísima trinidad musical?

R: Depende de la época. Yo soy muy sabinero, soy muy de Joaquín Sabina; soy de Franco Battiato, y de Dylan. Me gusta mucho Radio Futura. Escuché mucho durante una época a Camarón. Ahora estoy escuchando, continuamente, en casa, Siniestro Total. Luego, lo típico: U2, Elvis Presley…

P: ¿Y Leonard Cohen?

R: Lo escucho menos. Algunos amigos me han dicho que me iba a gustar mucho. No es que no le haya pillado el truco, es que lo que me pongo, me gusta. Una amiga me ha colocado mil canciones en el iPhone, de grupos modernos, que escucho de vez en cuando, que no sé ni los nombres.

P: ¿Escuchas música mientras escribes?

R: A veces sí. Por hacerme el interesante, música clásica.

P: Stephen King dice en Mientras escribo que teclea mientras escucha AC/DC.

R: Lo que hago mucho, cuando estoy escribiendo, es parar, poner música y ponerme a cantar y a bailar por casa. Escenas patéticas. Siempre me imagino yo en el escenario. Eso es innegociable.

P: Una estrella de rock en la intimidad.

R: Eso me lo puso una amiga. Me gastó esa broma hace un par de años y me gustó mucho. Soy muy recurrente. ¿Sabes qué me pasa con la música? Un poco lo que me ocurre con Madrid. Lo tienes todo tan, tan a mano, que al final acabas por no elegir nada. Entro en Spotify y no sé qué poner, porque me vuelvo loco.

P: Y de Sabina, ¿qué es lo que más te gusta?

R: Me gusta mucho todo. Desde las primeras. Juez y parte

P: No me digas que te gusta Inventario.

R: No, no, Inventario, no. Pero de La Mandrágora, muchas. Ahí estaba con Krahe. Krahe es otro que me gusta mucho. Aute también. Soy muy clásico con la música española. Tengo unos gustos muy estandarizados. Soy de franquicias.

P: Me vas a decir que “ni de coña”, pero ¿te has propuesto escribir en verso?

R: Tengo un libro de poemas…

P: Hostia.

R: No, es coña (risas). Tengo poemas de cuando tenía 14 ó 15 años. Creo que no se ha escrito nada peor en castellano en la Historia. Poemas de amor y cosas así. Hubo un par de años, no sé si entre los 23 y los 25 o entre los 25 y los 27 en que leía mucha poesía, e incluso compraba libros de poesía. Tenía a André Bretón, a Dylan Thomas, a Sylvia Plath… De André Bretón me gustaba mucho una frase, que no recuerdo cómo acababa… Yo solo busco el oro del tiempo, o algo así. La cito por ahí. Todo lo que se me queda en la cabeza, lo acabo citando. Estoy enfermo.

Comenta con tu usuario de Facebook

comments

Jesús F. Úbeda

Jesús Úbeda nace en 1989 en Ciudad Real. En 2006 se traslada a Madrid, donde vive. Licenciado en Periodismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al utilizar nuestro sitio web, usted consiente el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies. Obtenga más información sobre: cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies